01 Nov
El principito fue bautizado
Escrito por Lizbeth Pacheco |
Visto 771 veces Publicado en Amigos
Valora este artículo
(0 votos)

El príncipe Jorge, hijo de los duques de Cambridge, fue bautizado este miércoles 23 en el palacio de St.James's, en Londres, en una ceremonia muy íntima que reunió a la Reina Isabel II y a tres futuros monarcas: Carlos, Guillermo y Jorge. El pequeño príncipe recibió las aguas bautismales del río Jordán del arzobispo de Canterbury, Justin Welby, primado de la Iglesia de Inglaterra, ante la mirada de apenas 22 invitados, incluidos sus siete padrinos.

 

Regordete y serio (espero que no sea como su bisabuela paterna), el bebé llevaba un faldón de encaje y satén, réplica del que portó la princesa real Victoria, hija de la reina Victoria, cuando fue bautizada en 1841.

Los duques de Cambridge, han roto la tradición al elegir el palacio de St.James's y no el de Buckingham para celebrar el bautizo de su pequeño hijo. Además, eligieron como padrinos a Zara Philips y a sus amigos de la infancia y la universidad de St Andrews (Escocia), en vez de reyes o príncipes de otras casas reales, como ha sido el caso de otros herederos al trono británico. Decisión que me parece muestra de autonomía y sensibilidad. Los otros padrinos fueron Oliver Baker, William van Custem, el conde de Grosvenor, Emilia Jardine-Paterson, amigos del matrimonio, y Julia Samuel, quien fuera amiga de la fallecida Diana de Gales, y Jamie Lowther-Pinkerton, exsecretario privado de los duques.

 

Particularmente a mí estos duques me parecen de los más sencillos y cercanos. Esto lo demostraron cuando presentaron al mundo a su hijo y ahora en esta ceremonia bautismal donde solo lo más allegados estuvieron presentes. Es una pareja que no alardea de su condición real. Muchos opinan que esta sencillez  la aprendió William de su madre la princesa Diana.

 

Como decía Cantervill: “La humildad es la llave que abre todas las puertas.”